martes, 21 de mayo de 2013

"De golondrinas y de flores: es el amor que pasa (IX)"


Hola, saludos, Cándida, mi Sofía preferida:




He tardado en responderte porque estoy liado ahora que es el final del curso. Gracias por tu pormenorizada carta. Estamos en lo mismo, desde luego; empero separados ahora, esto sí, por miles de kilómetros de distancia geográfica, mas unidos, no obstante, por la fe y por la lengua común, y por nuestra amistad, que crece. Porque el amor humano es la dicha...

Por lo demás, me sorprende lo que me cuentas sobre el enfriamiento de la fe católica que crees apreciar por Iberoamérica, gracias a tu viaje-periplo... En España ya conoces hasta qué extremo: es como si la inmensa mayoría de la gente, especialmente las nuevas generaciones, viviese como si DIOS no existiese, al margen casi completamente de DIOS, de la Iglesia, de la moral... 

En este orden de cosas, encontrar a jóvenes católicos aquí en España es cada día más complicado. Incluso, se da mucho un fenómeno, a saber, la mundanización de la propia Iglesia. Por ejemplo, te escribo desde la sala de profesores en que doy clases, y te diré que un grupo de profesores está comentando sobre las recientes elecciones europeas. Una profesora, simpatizante del PSOE (Partido Socialista Obrero Español) señala que le ha disgustado que haya ganado la derecha en España, es decir, que haya ahora en el Parlamente Europeo una mayoría de parlamentarios del Partido Popular, como si hubiera diferencias cualitativas entre la derecha y la izquierda, cualitativas en las políticas económicas (en las sociales sí hay diferencia: el PSOE en España quiere legalizar el aborto libre, ha legalizado el llamado matrimonio entre homosexuales, la eutanasia, etcétera, pero nada de políticas sociales realmente solidarias). Para mí -yo me considero de izquierdas- en política económica PP y PSOE son casi lo mismo. En realidad, el PSOE es un partido anticlerical, anticristiano en gran medida, burgués, es decir, de mandarines aburguesados que viven con sueldazos... Es todo o casi todo corrupción.

En cuanto a mis libros, ya te comenté alguna vez, me parece, que he publicado 6 títulos de poesía, pero en ediciones locales, provinciales, y están agotados y no se consiguen. De todas maneras, en Internet si pinchas mi nombre aparecen escritos y enlaces a cosas que he dicho; lo cual es algo que un poco sí que me aterra, pues uno dice y dice y no siempre controla lo que dice, y como en Internet las palabras no se las lleva precisamente el viento, que cantara el gran Dylan... 

Y claro que a todos los quiero por igual, Sofía, digo mis libros, porque todos son hijos de mi avellanado cerebro; pero claro que los hay, siempre a mi juicio mejores y peores.

Como tú misma sugieres, encontrar a una persona con valores cristianos a los nuestros se hace muy difícil en los tiempos que corren, y es necesario esperar. Ah, que se me olvidaba. Te quería decir que están aún hablando de política y resulta que en ese grupo de profes que habla está la que imparte Religión católica en este centro. Es una chica que según me reservan algunos profesores de aquí, ni a misa va, y eso que imparte Religión católica, y encima es miembro del PSOE, un partido anticlerical y proabortista, etcétera. Claro que se puede ser del PSOE y ser católico (hay ejemplos de esto), pero por lo que la conozco, esta chica no me parece de verdad un modelo de testimonio católico. Y da religión, no lo olvides. Es a esto a lo que me refiero cuando hablo de mundanización de mucha gente de la Iglesia.

Y nada más por ahora. Saludos. Un abrazo en Cristo y en su Iglesia, Cándida Sofía. Y sigas bien ahí por Iberoamérica, por México, ¡qué afortunada!


Luis Henríquez. 21 de mayo, 2013.
Publicar un comentario