domingo, 6 de abril de 2014

"Por si hubiera alguna duda..."

En la IGLESIA lo que está pasando, a mi modesto modo de ver las cosas -puedo estar equivocado-, es que desde hace décadas, en vez de poner máximo empeño en la promoción de militantes cristianos o evangelizadores enamorados de Jesucristo y de su Iglesia, esto es, fieles al Evangelio, la Tradición y el Magisterio, se sigue poniendo empeño máximo en la promoción de trepas, burócratas antimilitantes, mundanizantes, arribistas, figurones, desencarnados, feministas radicales, antinatalistas y demás tropa “mundanizante y políticamente correcta”.idem supra

Los frutos de todo esto, la cosecha… ¿Hace falta insistir más en lo muy obvio, en lo sangrante y patéticamente obvio?

Y pobre de ti si protestas: eclesiásticos de la talla (escasa talla, intelectual y espiritual) de de monseñor Cases Andreu, Hipólito Cabrera, etcétera, ya se encargarán de pasar de ti, en una muy preclara muestra de amor evangélico... (Y considerar que a estos señores, de muy mezquino e hipócrita proceder, el protocolo exige que se les trate encima con respeto reverencial, en tanto ellos te desprecian, pisotean y machacan, como propincuos hipócritas que son; si levantara la cabeza el bueno de Cipriano Mera)...

6 de abril, 2014. Luis Henríquez: profesor de humanidades, escritor, bloguero, militante social.
Publicar un comentario