martes, 7 de marzo de 2017

"Congreso 'La familia cristiana y la escuela católica': Madrid, 10-12 de marzo, 2017 "
 
 
 
 
Salvo honrosas excepciones que nunca faltan gracias a Dios y a la fuerza de su Espíritu, hoy día la escuela católica se ha convertido en un nido de corrupción, nepotismo, tráfico de influencias, fábrica de agnósticos y de ateos, y en todo caso promotora del laicismo o como mucho de un falso catolicismo light.
 
 
A pulso se lo ha ganado la Iglesia, esto es, la mala acción pastoral de no pocos de sus pastores. Lo ilustro con un ejemplo práctico de mi cosecha: desde hade varios lustros me consta que algunos profesionales de la docencia vecinos de mi pequeña ciudad, la cual no llega ni a los 40.000 habitantes (o sea, que en tal espacio o entorno funciona eso tan popular que reza “nos conocemos todos”), imparten docencia en la escuela católica. Pues bien, conozco el dato siguiente: puesto que los conozco un poco en persona, dado que ellos y ellas mismos me lo han confesado en algún momento, y dado que jamás de los jamases los he visto en misa en la parroquia a la que ellos y yo pertenecemos (y esto así confirmado, durante lustros), concluyo con que no son católicos practicantes.Image result for pongamos que hablo de madrid

 
De modo que otra conclusión: la inmensa mayoría de los educadores de la escuela católica no son católicos practicantes, no digamos ya militantes. E incluso los hay abiertamente laicistas, en diverso grado anticatólicos. Pero ¿militantes entusiasmados con Cristo y con su Iglesia, fieles al Evangelio, la Tradición y el Magisterio, seglares empeñados en sacar adelante familias militantes abiertas con generosidad a la vida (tener hijos según el plan de Dios) y a una espiritualidad conyugal de conversión? De estos, se cuentan con los dedos de la mano y sobran dedos.Image result for pongamos que hablo de madrid
 
 
Otro ejemplo personal más, me van a permitir. Mientras quien estas líneas escribe estaba en el Seminario Diocesano de Canarias (cursos 2001-2004), todos los veranos escribía a todos los centros católicos concertados-privados de la isla de Gran Canaria, en su mayoría centros de inspiración católica. Les pedía que, dado que había tenido que dejar de trabajar como docente para la escuela pública canaria para poder ingresar al Seminario y considerando los gastos que debía acometer durante los años de formación (pagar la estancia en el Seminario, ayudar un poco en mi casa, mantener un coche, mantener suscripción a publicaciones escritas misioneras y militantes, etcétera), me presentaba como candidato a dar clases de apoyo en verano a alumnos de Secundaria y aun de Primaria en las asignaturas propias de mi especialidad (Lengua Castellana y Literatura) y de Humanidades: Filosofía, Historia…Image result for pongamos que hablo de madrid

 
Era, huelga casi aclararlo, para ganar algo de dinero con que costear al menos en cierto grado el gasto de todos esos años, el gasto previsto. Todo habría sido en la economía sumergida. Empero, jamás de los jamases recibí una respuesta, ni siquiera una respuesta; mejor, la callada por respuesta, esto es lo que recibí siempre, invariablemente.
 
 
Luego, ya dejado el Seminario Diocesano en el 2004, seguí enviando mi currículum vitae invariablemente, año tras año, curso tras curso (a veces, hasta tres veces a lo largo de un mismo curso), a cientos de colegios católicos concertados y privados de toda España (debo tener más de 1000 direcciones de centros educativos católicos españoles). Siempre con el mismo resultado: en el 99% de los casos, ni te responden, nada, la callada por respuesta; en el 1% restante, te dicen que lo lamentan, que no tienen hueco.Image result for pongamos que hablo de madrid

 
¿Qué no tienen hueco? Para toda clase de arribistas, advenedizos, antimilitantes, tibios, burócratas, antinatalistas, feministas incluso, neomarxistas, apóstatas y demás familia sí tienen “hueco”, pero para un servidor nunca han tenido hueco, vaya, bendito sea Dios. Ni siquiera tras explicarles mi trayectoria militante, mi condición de apologeta de la fe católica con mantenencia de bitácora en Internet, mi fidelidad a Cristo y a su Iglesia, mi estar al día en la vida de la Iglesia, mi inquietud intelectual capaz de ir con facilidad de la literatura a la filosofía y de esta a la teología y de esta al cine, etcétera, mi apuesta por la familia cristiana militante como Iglesia doméstica o escuela de evangelización (fidelidad, apertura generosa a la vida, espiritualidad conyugal…), mi gesto entre ingenuo y generoso e idealista al renunciar a mi plaza como funcionario interino al ingresar al Seminario Diocesano de Canarias, nada logrado. Quemé las naves por idealista, por ingenuo, ya he dicho, y luego me he hinchado a pedir ayuda, desde la diócesis de Canarias y al resto de diócesis y obispados de toda España, y nada, en el 99% de los casos, la callada por respuesta. Incluso al papa Francisco escribí una carta como de 4-5 folios hace ya 2 años y 2 meses, y le envié el regalo de un ejemplar dedicado de mi última obra publicada, con idéntico fruto o resultado: la callada por respuesta. Más sangrante si cabe la misma porque durante todo este tiempo, Francisco ha seguido recibiendo a ateos, feministas, abortistas, laicistas, a la pareja homosexual española compuesta por el transexual Diego Neira y su compañera lesbiana Macarena (a estos los llamó el propio papa Francisco, los agasajó, se les pagó el viaje, se hicieron juntos fotos que se han hecho virales…).Image result for pongamos que hablo de madrid

 
A mí, empero, ni agua. Me han tratado como a un apestado. A este respecto, querría confesar asimismo que con monseñor Francisco Cases Andreu, actual titular de la diócesis de Canarias, me sucedió que luego de estar meses y meses enviando mi currículum vitae a su obispado, de llamadas telefónicas para concertar una cita, de recurrir incluso a correos electrónicos para lo mismo, vamos, de echar mano de todos los canales posibles para llegar a hablar con tan distinguido señor, por fin conseguí que desde la secretaría del obispado me abrieran la puerta de la esperanza en forma de “sí, de acuerdo, él está ahora, está ya avisado, sube y lo esperas en los bancos de arriba, él una vez salga te ve y ya te recibe”. Y así precedí. Mas tampoco: el prelado nada más verme me dirigió una mirada que a mí me resultó muy fría, gélida, incluso despectiva, y sin mediar palabra suya alguna me dejó con la palabra mía en la boca, con mis ilusiones por tierra, y volvió a dejarme como única opción el que siguiera esperándolo a él, o sea, a Godot. Y hoy sin embargo ha quedado como un héroe nacional casi, como un celoso pastor de su Iglesia capaz de convocar hasta un acto de desagravio por la mofa blasfema acontecida hace unas pocas fechas en la Gala Drag Queen del Carnaval de Las Palmas de Gran Canaria. (Quise dar cumplida y detallada cuenta de todo esto en mi ensayo ¿La Iglesia católica? Sí; algunas consideraciones, por favor: Madrid, Vitruvio y Nostrum, 2011).Image result for pongamos que hablo de madrid
 
 
Vivir para ver. Pero en fin, aunque humillado, despreciado y ninguneado por las autoridades eclesiásticas, especialmente las canariensis  a cuyas puertas he venido tocando en petición de ayuda desde el año de gracia de nuestro Señor de 2004 hasta la actualidad (mi currículum vitae enviado a los colegios católicos concertados y privados, a obispados, diócesis, universidades católicas, institutos de pastoral, seminarios, etcétera, ¡miles de veces durante los últimos 13 años!), uno no ha de ser rencoroso, uno ha de tratar de perdonar aunque cueste y aunque muchos eclesiásticos no sean hoy día sino una caterva de hipócritas y apóstatas: me consta con plena certeza no solo la amarga experiencia de que algunos de los tales me han visto tirado en la cuneta y han pasado de largo, como el sacerdote de la parábola, sino que encima me han dado más palos bajo la especie de la difamación, con lo cual encima doblemente apaleado.


Pero bueno, deseo toda clase de éxitos pastorales a este evento a celebrar en la diócesis de Alcalá de Henares entre los días 10 y 12 del corriente marzo, bajo el título de “La familia cristiana y la escuela católica”, con el subtítulo de “minorías creativas para la renovación de la sociedad”. Total, también Juan Antonio Reig Pla, actual titular de la diócesis de Alcalá de Henares, tiene fama de ser un buen pastor, celoso obispo de inequívoca ortodoxia católica.
 
 
 
 
 
7 de marzo, 2017. Luis Henríquez Lorenzo: profesor de Humanidades, educador, escritor, bloguero, militante social.

 
Publicar un comentario